robo en el negocio

Vettonia muestra qué hacer tras sufrir un robo en el negocio

Cada año se registran en España más de 16.000 robos en comercios y empresas. Y eso solo en aquellos asegurados, pues dicho dato proviene de la patronal de las emprendas aseguradoras. UNESPA señala que dichos robos suponen pérdidas por un valor medio de 1.300 euros cada uno. Vettonia Seguridad nos explica los pasos a seguir para prevenir más complicaciones de las necesarias tras un robo en el negocio.

Según estas alarmantes cifras, parece recomendable tener claro qué hay que hacer tras sufrir un robo en el negocio o la empresa. El blog de Grupo Vettonia nos lo aclara, paso por paso:

1. Avisar a la policía

Si nosotros o nuestros empleados detectan que alguien ha entrado al establecimiento o local, lo primero de todo es llamar a la policía. Nunca se debe acceder a las instalaciones antes de que lleguen los agentes, ya que existe la posibilidad de que los ladrones sigan en su interior. En la medida de lo posible, tampoco hay que recoger objetos o cambiar cosas de sitio hasta ese momento, es preferible dejarlo todo como se encuentre.


robo en el negocio


2. Registrar los hechos

Cualquier detalle sobre el robo puede ayudar a los cuerpos de seguridad en sus investigaciones, y también nos servirá para reclamar ante el seguro. Es mejor anotar o grabar lo sucedido lo antes posible, como la hora en la que se detectó, los daños ocasionados a primera vista o qué es lo que hicimos.

Si llegamos a ver a los causantes, algunas cuestiones relevantes serán su descripción (cuántos eran, detalles sobre su aspecto), el lugar por el que accedieron, lo que sustrajeron y cómo escaparon (si se fueron en un vehículo, en qué dirección…).

3. Ponerse en contacto con el seguro

Después de informar a la policía y tomar nota de los hechos, es conveniente revisar nuestra póliza y contactar con la compañía aseguradora. Tendrán que informarnos sobre qué datos e información deberemos aportar para dar un parte. Esto suele incluir una copia de la denuncia, un registro del inventario y fotografías de cualquier daño en la propiedad.


robo en el negocio


No es necesario disponer de toda esta documentación de antemano, pero es preferible iniciar los trámites con antelación.

4. Documentar los daños y revisar el inventario

Después de contactar con el seguro y de enterarnos exactamente de la información que deberemos aportar, hay que revisar concienzudamente todas las pertenencias, mercancías o equipos, para detectar cualquier daño y los objetos sustraídos, haciendo fotografías de los desperfectos.

Una vez que hemos elaborado la lista de lo más evidente, es necesario repasar nuestro inventario por si hubiera algo que hemos pasado por alto.

5. Comunicarlo a los empleados

En función de los daños sufridos, y de cómo progrese la investigación policial, es posible que nos veamos obligados a mantener nuestro negocio cerrado durante varios días. Por esta razón, es importante informar a nuestros empleados sobre lo sucedido y acerca de cuál es esa previsión para las próximas jornadas.


robo en el negocio


Padecer un robo también puede causar una sensación de inseguridad entre los trabajadores, y es conveniente darles la oportunidad de comentarlo, así como tomar las medidas oportunas para solucionar cualquier carencia.

6. Revisar la seguridad

Y es que, una vez que superemos todo el ajetreo de los trámites, es momento para revisar la seguridad de nuestro negocio. Y pensar de qué forma podemos evitar otro robo en el futuro. La solución puede pasar por mejorar las cerraduras, instalar cámaras de vigilancia, tener más iluminación… y evaluar lo sucedido nos ayudará a determinar en qué debemos fijarnos.

Podrás encontrar algunos consejos sobre cómo hacerlo en otra entrada anterior de Grupo Vettonia.

7. Buscar ayuda profesional

Tras efectuar dicha revisión, y en función de qué necesidades nos surjan en materia de seguridad, quizás la mejor alternativa sea acudir a una empresa especializada. En Vettonia contamos con técnicos capaces de identificar esas necesidades y de encontrar las soluciones específicas para resolverlas.

Por ejemplo, un circuito de cámaras ayudaría a identificar a los ladrones y registrar el robo, mientras que un sistema de alarma o de vigilancia podrían evitarlo por completo.


Puede contactar con Grupo Vettonia en el teléfono 902 090 218 o en info@vettoniaseguridad.com para solicitar más información sobre sus servicios.